Av. Varela 3164, 1437 CABA, Argentina

011 4918-6846/1214/5844

115.313.8277

  • Facebook icono social
  • Instagram
  • Twitter

©2019 by Homps y CIA.

COMO CONSERVAR LOS ACEITES

Los aceites esenciales 100% naturales no se ponen rancios como los aceites vegetales grasos. Muchos de los aceites esenciales son antioxidantes. ¡Se conservan ellos mismos!


Legalmente un aceite esencial se puede almacenar durante un máximo de 5 años. En los frascos de aceites esenciales la fecha de caducidad que aparece es inferior a 5 años y es normal. Eso es debido a que es obligatorio poner una fecha.

Si el aceite esencial se mantuvo en buenas condiciones de almacenamiento se puede seguir utilizando después de la fecha indicada.


No hay peligro en el uso de un aceite esencial después de la fecha límite indicada en la botella. El único “riesgo” es que el aceite esencial sea menos eficiente y que su aroma haya cambiado un poco. Aun cuando algunos aceites esenciales han sufrido oxidación o hayan estado expuestos a temperaturas elevadas durante un lapso corto de tiempo se puede seguir utilizándolo sin que haya la más mínima modificación del producto.


Sugerencias básicas para el correcto almacenamiento de los AE.


Los aceites esenciales pueden deteriorarse y perder sus cualidades aromáticas y, por tanto, su valor terapéutico a través del tiempo si algunos principios básicos de almacenamiento no son respetados.


  • Los aceites esenciales son sensibles a los rayos ultravioletas y al calor

Los AE son altamente sensibles a la luz y al calor, por tanto, se deben conservar alejados del paso de la luz y protegidos en frascos de cristal obscuro o de aluminio que no permitan el paso de los UV. Idealmente en un lugar oscuro y fresco (la temperatura ideal es entre 5 hasta 35 grados). Para una máxima durabilidad, pueden guardarse en el refrigerador.


  • Los aceites esenciales son volátiles:

Para evitar la pérdida molecular por volatización, es conveniente minimizar su contacto con el aire: ser extremadamente cuidadosos al manipularlos y mantener sus envases siempre muy bien cerrados.


En caso de adquirir aceites en envases de mayor tamaño (30 ml o más), te sugiero ir traspasando cantidades pequeñas de aceite esencial a un envase de 10 ml para su uso y manipulación cotidiana.


En caso de difusión atmosférica, no es recomendable dejar el aceite esencial al aire libre, en el difusor durante semanas.